Ciencia

Reactores nucleares de bolsillo sin uranio en China

Este tipo de reactores, que se llevan proponiendo teóricamente desde hace décadas, son de torio y sal fundida como refrigerante y teóricamente mucho más seguros que los que se encuentran en funcionamiento actualmente.

El plan es recabar toda la información sobre esta tecnología para un futuro lanzamiento en 2030.

Según cuentan los investigadores, el modelo comercial podría generar hasta 100MW, menos que un reactor de uranio, pero suficiente para darle energía a una zona residencial moderna de 100.000 habitantes.

El tamaño del reactor será de solo 3 metros de altura y 2,5 metros de ancho.

Cómo funciona esta nueva central

Trabajan a temperaturas más bajas para que el reactor pueda operar con una presión cercana a la atmosférica en lugar de estar a presiones más altas como es el caso de las centrales de uranio convencionales.

Usa torio como combustible que se une a la sal y fluye a través del reactor, participando en una reacción nuclear en cadena que emite calor y lo transfiera a un generador de vapor en el exterior antes de volver al reactor para otro ciclo.

«Debido a su alto punto de fusión, la sal fundida se enfriará rápidamente y se solidificará sin la liberación directa de efluentes sólidos y líquidos, evitando así la difusión posterior de radioactividad en el medio ambiente». Además, el sistema tiene una segunda capa de seguridad. En caso de rotura la sal fundida cae en un contenedor subterráneo que evita que los residuos se dispersen y la radiación se expanda.

Usan torio porque es un material abundante en el país asiático.

 

Veremos si consiguen demostrar el funcionamiento de esta tecnología que podría paliar los problemas de energía que estamos sufriendo.

 

Deja un comentario

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba
A %d blogueros les gusta esto: